Compartir

Contra información

Entre todas las versiones hay verdades contundentes: el tipo no está y esto es un bochinche

RUTH CAPRILES |  EL UNIVERSAL
jueves 28 de febrero de 2013  12:00 AM
Que si vino en la madrugada, en camilla o dentro de un cajón; que si lo llevaron al hospital o al refrigerador; no, al Fuerte; no, a Barinas; si está mal, o bien; que si hay un movimiento del ministro o del Alto Mando; que si la norma es para hoy pero será otra mañana; si quien manda es el títere o ¿donde está el que debe mandar? Si gobierna vía satelital, digital o telepática. ¿O manda el espíritu inmanente de la revolución? Si es desgobierno o sobre gobierno; blanco o negro, bueno o malo, legal o ilegal, verdad o mentira. Y sobre todo, ¿a quién carrizo sirve lo que parece ser bueno para nadie?

Entre todas esas versiones hay algunas verdades contundentes: el tipo no está y esto es un bochinche.

Es una ley de la cibernética que demasiada información transmitida se convierte en ruido.

La contra información es el ejercicio subversivo de esa ley; combate mediante la difusión de múltiples mensajes contradictorios, sobre un mismo tema obsesivo, para que la verdad no se conozca; pase como una mentira más.

Uno no entiende esa psicología torcida del poder, pero es característica de los regímenes totalitarios, especialmente del comunismo y afines. Actores de, por y para las tinieblas.

Más difícil de entender es cómo el "masaje" de la propaganda y la contra información sediciosa nos convierte, ciudadanos incautos, en canales al infinito para la transmisión del ruido que los seres oscuros provocan. Resultamos transmisores gratis de la incertidumbre y la mentira. ¿Para qué necesitamos la televisión digital? Nosotros mismos somos el medio del masaje comunicacional oficial. Darse cuenta de esto quizá permitiría empezar a liberarnos. ¡Basta! ¡Déjenme en paz!

Y a otra cosa, pues es otra ley que el mensaje monótono adormece y no puede competir con el swapping. Dejémoslos atapusar sus canales con mentiras que convertirán su mensaje en ruido. Y dejemos a la gloriosa sociedad de mercado hacer lo suyo para multiplicar los canales y encontrar las verdades de las sociedades abiertas.

ruthcapriles@yahoo.com



Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
cerrar