Compartir

A dos años de la Primavera Árabe

Después de 2 años el nuevo peligro que se instala en el Medio Oriente es el de los radicales islamistas

imageRotate
JULIO CÉSAR PINEDA |  EL UNIVERSAL
jueves 20 de diciembre de 2012  12:00 AM
Hace dos años, el 17 de diciembre del 2010 en Sidi Bouzid un pequeño pueblo de Túnez, se inició la "Primavera Árabe" con la inmolación del joven Mohamed Bouazizi. Esta primera víctima de la guerra tunecina fue la chispa que incendió el mundo árabe con la primera revolución democrática. Las revueltas árabes sacaron del poder a militares presidentes como Ben Alí en Túnez, Hosni Mubarak en Egipto, Gadafi en Libia, Saleh en Yemen y probablemente, Bashar Al Assad en Siria. Nadie esperaba estos movimientos sociales, ni la vertiginosa velocidad, espacio y amplitud en la que ocurrieron. Se consideraron algo imprevisto y se inscriben en la denominada teoría del Cisne Negro promovida por los escritos libanés Taleb Nassis, sobre el impacto de lo altamente improbable con grandes consecuencias en lo nacional e internacional

La Primavera Árabe se llevó por delante a líderes mesiánicos que parecían insustituibles y que conscientes de su finitud en largos periodos de tiempo, ya habían incluso designado a sus hijos o familiares para sucederlos en el poder. De nada les valió el inmenso poder militar y el control de las instituciones.

Ben Alí, militar de carrera, gobernó Túnez durante 23 años, llegó al poder tras derrocar a Habib Bourguiba, su protector y maestro, en lo que se denominó el "golpe de Estado médico", al aplicarle el artículo 57 de la Constitución de Túnez, alegando la incapacidad del jefe de Estado para seguir gobernando el país por su enfermedad. Inicialmente limitó el número de mandatos presidenciales a tres pero en el año 2002, a través de un referéndum, modificó la Constitución para lanzarse de nuevo y resultar reelecto en cinco oportunidades.

En el caso de Egipto, el presidente Hosni Mubarak, ejerció su mandato durante 30 años. Llegó al poder cuando su antecesor, Anwar el-Sadat, fue asesinado en octubre de 1981 por islamitas radicales, para ese momento, el político y militar Mubarak, ocupaba el cargo de vicepresidente y ese mismo año comenzó a ejercer como dictador sustituyendo al mandatario asesinado. Lo inesperado ocurrió en febrero del 2011, cerca de la culminación de su quinto mandato, cuando tras 18 días de intensas luchas, una enorme revuelta popular encabezada por jóvenes anónimos, exigieron valientemente su renuncia, reformas sociales, el respeto por los derechos humanos y el inicio de un régimen democrático. Esta sorpresiva insurrección de un numeroso grupo de jóvenes activistas a través de Internet, inspiradas en las revueltas de Túnez, fue bautizado por algunos medios como "La Revolución de los Jóvenes o la Revolución de Facebook", ya que los protestantes usaron las redes sociales como medios de comunicación.

Efectivamente, no sólo Egipto y Túnez sino que Libia con la desaparición de Muamar Gadafi, gran parte del mundo árabe ya no será el mismo.

El mundo árabe esta marcha hacia la democracia que seguramente tocara al gobierno persa de Irán, es la continuidad de lo que vivieron los países del Este con la caída del muro de Berlín y el fin del Imperio Soviético. También lo vivimos en América Latina a partir de los años 80 con el final de las dictaduras militares de izquierda y de derecha.

Después de 2 años el nuevo peligro que se instala en el Medio Oriente es el de los radicales islamistas en elecciones democráticas, pero con ideologías totalitarias. Es determinante lo que pueda ocurrir en Egipto y en Túnez donde las fuerzas laicas, jóvenes y mujeres con sentido de modernidad del Islam tratan de afirmar la democracia en justicia y libertad. En Libia, en las primeras elecciones populares fue derrotada esta misión medieval y conservadora del Corán. Se espera que en Siria el futuro también sea signado por una democracia pluralista y respetuosa de las minorías, particularmente la cristiana, que como en Egipto son perseguidas por los yihadistas y su visión militar del Islam. Las mujeres y los hombres del Medio Oriente que rechazaron las dictaduras tradicionales enfrentan las nuevas autocracias teñidas de religión. Los Hermanos Musulmanes de Egipto y los islamistas de Ennahda de Túnez, encontrarán siempre una oposición permanente en los verdaderos demócratas. En El Cairo el pueblo hizo retroceder al presidente Mohamed Morsi cuando quiso imponer la visión única de la política y del poder. En Túnez la Unión General Tunecina del Trabajo con los partidos laicos, han logrado reformas frente a la actitud dictatorial islamista. La democracia siempre estará presente en esa región.

Es posible que algún día, junto a la Comunidad Árabe de Venezuela, podamos inaugurar alguna calle de algún pueblo con el nombre del mártir Mohamed Bouazizi. Yo ofrezco la ciudad de La Grita.

Jcpineda01@gmail.com Twitter: @jcpinedap



Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (1)
Por Guillermo Jose Moreno Olivares
20.12.2012
6:05 AM
A dos años de la "Primavera" Árabe y cada vez mas cerca de un INVIERNO NUCLEAR.No se a quien y porque se le ocurrió la "FANTASTICA " idea de llamar "PRIMAVERA"a la INVASION politica economia y militar de todo el norte de África.Se le ha hecho un grave daño a la POESIA como genero literario.Pero mucho peor aun es llamarla "democratica" porque le hace un daño terrible a toda la especie humana.Decir que existe hoy una democracia en LIBIA es pecar de ALTA INGENUIDAD.Ni hablar de Irak.Ni -por supuesto-de lo que se pretende imponer en Siria.Todo esto se ha convertido en un fenómeno político militar que ha quedado desenmascarado y al que la población musulmana está respondiendo de la unica forma que puede:con la RESISTENCIA ISLAMICA.Y a propósito ,no sabia que la La Grita era de su ...propiedad.
 
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
cerrar