Compartir

Semejanzas

JULIO DÁVILA CÁRDENAS |  EL UNIVERSAL
lunes 19 de noviembre de 2012  12:00 AM
Castro y Hitler fueron grandes comunicadores. Supieron despertar grandes pasiones y se identificaban con los más humildes. Desplegaron todo el poder de la propaganda para crear sensaciones de eficiencia, pero también de odio. Formaron estructuras paramilitares con individuos a quienes militarizaban y con ellos trataban de aterrorizar a los adversarios que eran vistos como enemigos. Siempre señalaban como culpables de todo lo malo que les sucedía, al imperio. En el caso de Castro a Estados Unidos y en el de Hitler a Inglaterra y al "capitalismo burgués" que representaba en los judíos. Se valían del engaño como arma fundamental. Con Hitler, la mentira repetida se convertía en verdad. Con Castro, se hacía creer que ignoraba todo lo que perjudicaba al pueblo ya que si lo hubiera conocido lo habría resuelto castigando a los culpables. "La propaganda -dijo Hitler- debe establecer su nivel intelectual de acuerdo a la capacidad de comprensión de los más rudos hacia aquellos de los cuales va dirigida. Mientras más bajo sea su nivel intelectual más grande será la masa de hombres que convencerá".

La propaganda totalitaria es simple y repetitiva. El control de los medios de comunicación social fue fundamental tanto para Castro como para Hitler. Estaban convencidos de ser una especie de Mesías para sus países y para el planeta. Su locura contagiaba a sus colaboradores. Rudolf Hess llegó a decir: "Adolfo Hitler es Alemania. Alemania es Adolfo Hitler. Quien presta juramento a Hitler presta juramento a Alemania". A los soldados se les exigía jurar: "Yo pronuncio por Dios este juramento sagrado: debo una obediencia incondicional al Führer del Reich y del pueblo alemán, Adolfo Hitler, Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas". Dejar al loco ejercer sin límites su poder llevó a una de las mayores tragedias de la historia alemana y de la humanidad. El general Ludenford, que en 1923 se había asociado a Hitler y al conocerlo se había apartado de él, en 1933, temeroso de que el presidente Hindenburg llamara a Hitler a formar gobierno, le escribió una carta advirtiéndole: "Le prevengo de la manera más solemne que este hombre nefasto va a arrastrar a nuestro país al abismo y a nuestra nación a una catástrofe inimaginable. Las generaciones futuras le maldecirán en vuestra tumba por haberlo permitido".

Dictaron leyes que terminaron por cancelar todos los derechos políticos y civiles y sujetaron el derecho de propiedad a la arbitrariedad del Estado. Acabaron con el federalismo y todo quedó en manos del poder central. En el caso de Hitler, siempre con formalidades "democráticas" logró culminar su sistema totalitario y pateó la Constitución como le vino en gana, mientras decía que la aplicaba a cabalidad. Castro no tuvo necesidad ya que llegó al poder mediante un triunfo militar y se valió de ello para acabar con todo y quedarse 50 años en el poder.

Cuantas semejanzas entre ambos, aparentemente distintos en su ideología pero exactamente iguales en sus propósitos. Esas tristes historias deben servir de ejemplo para no repetirlas. Es responsabilidad de cada uno de nosotros. A luchar y a votar.

julio.davilacardenas@gmail.com


Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
Comentarios (3)
páginas:
1 |
Por dario corrales
19.11.2012
2:49 PM
autoritarismo; tanto como comunistas como facistas usan los mismos medios para abusar del poder, infringir las leyes y pisotear la constitución, son la misma porqueria lo única diferencia es que unos son de izquierda y otros de derecha, y no nos olvidemos del culto a la personalidad y voy a nombrar algunos mas; adolf hitler, benito mussolini, joseph stalin, fidel castro, mao tse tung, kim jong il, todos dictadores crueles y asesinos, que manipularon y siguen manipulando masas ignorantes y serviles..
 
Por José R Pirela
19.11.2012
12:53 PM
Pero negarse a pagar impuestos resulta una estrategia simétrica para el gobierno. Es el que paga los salarios de las mayorías y entrega divisas a la minoría. Más simple, es el dueño de la existencia del venezolano. Todos los ciudadanos se pueden morir, menos lo que estén con el gobierno, que es el que despacha los barcos con petróleo que vende al exterior.
 
Por Jose David Rivas
19.11.2012
2:00 AM
VES TU?. No solamente se parece a Castro sino que también a Hitler... nada nuevo bajo el sol. El problema es que sus seguidores "necesitan" la imagen del salvador y cualquier charlatán les sirve. Ahora, dígame usted como les hace pensar a esos -- lo que sean -- que sus dioses tienen pies de barro. Y además son muchos. Por eso yo no creo en esa estupidez de un hombre un voto. Los locos y dementes no deberían poder votar, de acuerdo?. Entonces, como se hace???. Para empezar solamente deberían poder votar los que pagan impuestos porque a fin de cuentas los impuestos no son para alimentar a los que no pagan impuestos. Correcto?. No pagas impuestos, no hay voto. O sea que ahora los que SI pagan impuestos tienen que hacer lo que quieran los que NO pagan. Qué bien!. Y que pasa si todos dejamos de pagar impuestos?.
 
páginas:
1 |
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
cerrar