Compartir

Mirar al comercio

OSCAR HERNÁNDEZ BERNALETTE |  EL UNIVERSAL
lunes 12 de noviembre de 2012  12:00 AM
Coinciden los especialistas en comercio de  estos tiempos que hay que fortalecer los  mercados regionales .En el caso de  América Latina  esta región tiene por delante un gran reto en materia de inserción internacional. En un entorno de crisis, el mercado intra-regional debería jugar un papel de amortiguador ante eventuales caídas de la demanda internacional por parte de los países desarrollados y de China como gran consumidor de materias primas.

Hay que hacer un esfuerzo por estimular en Suramérica, por ejemplo, mercados regionales integrados a través de cadenas de valor que se verían beneficiadas de un universo más amplio de productores y  proveedores regionales.

Para ello la región debe cerrar  los déficits de infraestructura física, de  capacitación, de conectividad y logísticas así como fomentar las internacionalizaciones de las Pymes. En el caso  Centroamérica, un buen ejemplo es Costa Rica, país fundamentalmente agrícola hasta apenas hace dos décadas y en estos tiempos ha logrado una destacada diversificación productiva a través de las cadenas globales de producción.

Conjuntamente con México es el país más beneficiado de esta nueva tendencia de producción en donde lo hecho ya no es local sino "hecho en el mundo". Se suman a estos procesos coherentes Políticas de promoción de exportaciones y el fortalecimiento de la pequeña empresa.

Para insertarse en esta nueva manera de producir, el impulso de los gobiernos es importante. Deben incentivar maneras de intensificar diseños de punta que ayuden a las cadenas de valor global. Sin duda, la agenda multilateral y la agenda regional deben ser más amplias en esta materia. Hay que retomar la visión del vínculo entre comercio y desarrollo sostenible.

México produce 2.4 millones de autos al año. Sus exportaciones son considerables y tiene 36.000 empresas exportadoras que absorben el  28% del empleo total. Es por ello que los gobiernos deben desarrollar políticas públicas que incentiven la producción, estimulen a la iniciativa privada y deben  contribuir en la educación requerida para convertir a la gente en "empleable". América Latina en general y exceptuando los dos países antes mencionados,  esta ausente de las cadenas globales de valor. Los estados pueden facilitar su desarrollo con incentivos y desplegando la infraestructura necesaria. Un ambiente público amigable con el comercio es fundamental para contribuir a la generación de estas cadenas. En Venezuela debemos superar nuestra condición de país monoexportador. Necesitamos generadores de empleo con calidad.

oscarhernandezbernalette@gmail.com


Más artículos de esta firma

Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
cerrar