Compartir

Portugal

Cerca de su capital está el punto de atracción turístico más importante del país

imageRotate
Al Santuario de Nuestra Señora de Fátima llegan peregrinaciones de todo el mundo (Andrés Palacios)
| 1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 |
ANDRÉS PALACIOS |  EL UNIVERSAL
domingo 27 de enero de 2013  12:00 AM
Al norte de Lisboa se ubica la aldea de Fátima, famosa por las tres apariciones de la Virgen María en 1917. Allí se encuentra Cova de Iria, lugar de calles muy pintorescas donde se siente el aire puro de la región y un vivo ambiente de paz.  Recorriendo sus calles, abundantes en casas familiares con floridos balcones, lugareños atentos y pequeñas tiendas, se encuentran fondas y restaurantes donde disfrutar de la gastronomía local, donde no falta el bacalao, estofado de cordero, ensaladas de vegetales variados y el vino portugués.

Luego de un corto recorrido se llega al lugar donde la Virgen María, el 13 de mayo de 1917, se apareció por primera vez a los pastorcillos Lucía Santos, de 10 años, y a sus primos Francisco y Jacinta Marto, de 9 y 7 años. Donde fue edificada en 1928 una gran Basílica neobarroca a la cual los días 13 de cada mes, especialmente el 13 de mayo y el 13 de septiembre, acuden miles de personas en peregrinación.

En 1930 y después de largas investigaciones, el obispo de Leira autorizó la celebración del culto a Nuestra Señora de Fátima.

Luego de la primera visita del Papa Pablo VI, en 1967, el culto mariano ligado al santuario obtuvo el reconocimiento formal de la Iglesia católica.

La Basílica que cierra la  explanada, está precedida por una escalera, una serie de columnas que sostienen y adornan la edificación y un Vía Crucis elaborado con cerámicas de colores, se alarga  con un peristilo semicircular, dominado por una torre de casi 70 metros.

En su interior están las tumbas de Francisco y Jacinta, fallecidos a temprana edad a causa de una epidemia de neumonía y beatificados por el Vaticano en el 2000. Mientras que Lucía se hizo monja Carmelita y falleció el 13 de febrero de 2005 a los 97 años y sus restos reposan en el interior de la Basílica.

El templo posee un órgano de más de 11 mil tubos y en sus vitrales se observan escenas de las apariciones. En la gran explanada al frente de la Basílica -dos veces mayor que la plaza de San Pedro en Roma- se pueden albergar 300.000 personas, cuenta con un camino  por el que avanzan de rodillas los penitentes hasta la Capilla de las Apariciones, tenida por los fieles como "el verdadero corazón del santuario",  señala el lugar de la primera aparición, guarda, colocada sobre una columna de mármol,  una imagen de Nuestra Señora de Fátima en cuya corona está la bala con que fue herido el Papa Juan Pablo II en la Plaza de San Pedro, Roma, por el turco Alí Ahmed Acca en 1981.

Andrés Palacios
Compartir
¡Participa!

Envíanos tus comentarios
Para escribir tus comentarios en las notas, necesitas ser usuario registrado
de EL UNIVERSAL. Si no lo eres, Regístrate aquí
correo (obligatorio)
clave (obligatorio)
Ingresar
El Universal respeta y defiende el derecho a la libre expresión, pero también vela por el respeto a la legalidad y a los participantes en este foro. Invitamos a nuestros usuarios a mantener un contenido y vocabulario adecuado y apegado a las leyes.
El Universal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios aquí publicados son responsabilidad de quién los escribe.
El Universal no permite la publicación de mensajes anónimos o bajo seudónimos.
El Universal se reserva el derecho de editar los textos y de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje no apropiado y/o que vaya en contra de las leyes venezolanas.
ESPACIO PUBLICITARIO
ESPACIO PUBLICITARIO
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
Alianzas
fotter clasificados.eluniversal.com Estampas
cerrar